Suck Seed

AÑO: 2011

DIRECTOR: Chayanop Boonprakob

INT.: Jirayu Laongmanee, Pachara Chirathivat, Thawat, Pornrattanaprasert, Nattasha Nauljam.

GÉNERO: Comedia/Musical

Tailandia y Japón han estado llenando las pantallas de las multisalas con cintas de grupos musicales de chavales indistinguibles entre sí. Se agradece mucho la aparición de una película como Suck Seed, que ofrece los mismos ingredientes de todas las demás pero con un toque de frescura y desparpajo que contagia al espectador pese a una duración que sobrepasa las dos horas.

Ya se imaginan ustedes la historia: amigos que quieren montar un grupo, primeros amores, competiciones de bandas… Ni más ni menos. La diferencia es el toque personal de un realizador que en esta su opera prima (basada en un cortometraje anterior) demuestra haber sido fan de Parker Lewis y de la cultura manga y que, pese a los típicos problemas del director novel (que no quiere cortar nada y así se alargan las duraciones lo que se alargan) consigue arrancarnos bastantes carcajadas y hacernos cómplices de una historia de amor que hemos visto miles de veces antes.

Lo mejor: Esos infinitos cameos de bandas tailandesas.

Lo peor: Que hacia tres cuartos de película el director parece olvidarse de su concepto personal para caer en las garras de lo de siempre. Dura poco.

The Legendary Amazons

AÑO: 2011

DIRECTOR: Frankie Chan

INT.: Cecilia Cheung, Cheng Pei-Pei, Liu Xiaoqing, Chen Zihan, Richie Ren, Yukari Oshima, Kathy Chow, Wu Ma.

GÉNERO: Swordsplay.

Frankie Chan no dirigía una película desde el 2002, año en el que realizó una película de acción que no vio nadie llamada Live and Die in Chicago. En realidad su carrera ya estaba tocada desde los 90, siendo su última gran contribución al cine de acción The Outlaw Brothers. En The Legendary Amazons, un remake del clásico de la Shaw The 14 Amazons, se reencuentra con la protagonista de aquella, Yukari Oshima, una de aquellas chicas de las que todos estábamos enamorados durante la fiebre del cine de femme fatales, hoy toda una señora.

Para quienes no conozcan a Chan hay que advertir que es uno de los hombres del Renacimiento del cine de HK: productor, coreógrafo, músico (ha compuesto 315 bandas sonoras), director, actor, guionista, stuntman, distribuidor… En esta nueva versión del film de 1972, todo tiene un aire al swordsplay de la nueva ola de los 90, como si el tiempo se hubiera detenido, con esas secuencias de acción imposibles y aceleradas, ese heroísmo más en pos del espectáculo descerebrado que del drama (por muy terrible que sea lo que está sucediendo). Este revival del género no ha terminado de convencer a algunos críticos que esperaban, quizá, otra película de espadas para estirados fans del arthouse. The Legendary Amazons dista mucho de ser perfecta, pero es honesta con el género y con el aficionado. Y ahí no hay mucho más que discutir.

Lo mejor: Mucha acción (repleta de wirework y undercranking) y presupuesto desmesurado (producción de Jackie Chan).

Lo peor: Cecilia Cheung en modo melodrama y una banda sonora que intenta plagiar a Joe Hisaishi.

Lee’s Adventure

AÑO: 2011

DIRECTORES: Guo Fan, Li Yang

INT.: Jaycee Chan, Tony Chen, Wang Ziwen, Jiang Wu, You Benchang, Koji Kano, Yao Lu, Fan Ming.

GÉNERO: Ciencia-Ficción.

Anárquica, surreal, onírica, romántica, absurda… estos adjetivos y muchos otros pueden valer para definir esta inclasificable película protagonizada por el hijo de Jackie Chan. La historia llena de saltos temporales de un adicto a los videojuegos que quiere volver atrás en el tiempo para salvar a su amada de un accidente.

Una línea argumental que pronto queda al nivel de macguffin cuando explota el potencial imaginativo de sus creadores con toda su furia. Sí, el protagonista viaja en el tiempo, pero también domina el tiempo a causa de una enfermedad que hace que pueda vivir los acontecimientos a una velocidad diferente a la normal.

Es inútil esperar una película convencional de Lee’s Adventure. El espectador es ametrallado con miles de referencias culturales (principalmente de la cultura pop americana), de cambios narrativos, de saltos de la animación a la imagen real, en una estructura narrativa caótica y demente donde lo mejor es olvidarse de buscar explicaciones a lo que estamos presenciando y dejarse arrastrar por esta montaña rusa audiovisual. Produce (además de ser el director artístico) Peter Pau, ganador de un Oscar por Tigre y Dragón a la mejor fotografía, y basada en un corto anterior de los mismos directores.

Lo mejor: La secuencia del trailer. Tarantino mataría por incluir algo así en una de sus películas.

Lo peor: Puede ser demasiado para el espectador poco dado a experimentos.

7 Aum Arivu

AÑO: 2011

DIRECTOR: A.R. Murugadoss

INT.: Surya Sivakumar, Johnny Nguyen, Shriti K. Haasan, Abhinaya, Chitkara Saahil, Ajay Kumar, Sujatha, Illavarasu.

GÉNERO: Acción/Fantástica/Musical.

Solo por las histéricas secuencias de acción de esta película ya merece la pena verla. Hay monjes de Shaolin, superguerreros, destrucción masiva de automóviles, tiroteos, y kung fu con la estrella vietnamita del género, Johnny Nguyen. El guión es un batiburrillo que intenta abarcar demasiadas cosas (guerra bacteriológica, historia de las artes marciales, refritos de Terminator y Haunters) y se queda en nada, pero al menos es un entretenido pasatiempo.

La película arranca con 20 minutos en los que nos enseñan que el fundador de los monjes de Shaolin fue un místico tamil (cosa cierta, solo hay que consultar la Wikipedia para comprobarlo) emigrado a China que, además de inventase todo esto del kung fu tenía superpoderes que le permitían controlar la mente humana y los 5 elementos (esto ya no lo pone en la Wikipedia). La introducción deja paso a una trama de conspiraciones internacionales en la que los chinos quieren terminar con los indios usando un virus letal. Solo tienen dos obstáculos: una investigadora y un descendiente de Boddhidharma. Para eliminarles envían a un luchador indestructible capaz de controlar la voluntad de cualquiera con una mirada.

Tiene algunas canciones que no están mal (en una de ellas aparece el amigo y artista marcial Steven Dasz), momentos de fast forward y algunas secuencias de acción de ovación y vuelta al ruedo. Del director de Stalin y Ghajini.

Lo mejor: Su ultima hora, con escenas antológicas.

Lo peor: Toda la parte romántica del comienzo del film y los chistes con enano, capaces de terminar con la paciencia de alguno.

1911 Revolution

AÑO: 2011

DIRECTORES: Zhang Li, Jackie Chan

INT.: Winston Chao, Li Bingbing, Wang Xueqi, Jackie Chan, Jiang Wenli, Yu Shaoqun, Jaycee Chan, Jiang Wu.

GÉNERO: Drama Histórico.

Que nadie se lleve a engaño esperando ver una película de Jackie Chan aquí porque no podría estar más equivocado. 1911 Revolution es una más de las tantas películas propagandísticas cofinanciadas por el gobierno chino en conmemoración de los hechos que dieron lugar a los cambios que llevarían al país hasta una democracia popular. De nuevo, una acumulación de sucesos, acompañados por extensas explicaciones impresas en pantalla, dejan al espectador occidental en un estado de saturación mental implacable.

Jackie Chan (en su película número 100) es solo uno más de los múltiples personajes del film, en un papel muy alejado del de figura del cine de acción que desarrollara hace ya unas décadas. No solo no demuestra su dominio de las artes marciales en pantalla, si no que dispara a bocajarro matando a los enemigos sin piedad. Que lejos quedan los tiempos en los que se preocupaba de no aceptar papeles que dañaran su imagen de actor familiar. Ahora parece mucho más preocupado en dorar la píldora a China, país que le acogió después de su desbandada de Hong Kong, donde desarrolló toda su carrera en el cine de acción. Lo dicho, otra película para estudiosos de la historia de dicho país que difícilmente se exportará más allá de los territorios de la diáspora china.

Lo mejor: Posiblemente sea la mejor acabada y más accesible de todas las de su especie, pero continúa siendo lo que es.

Lo peor: Jackie Chan, quien te ha visto y quien te ve.

The Immemorial Magic

AÑO: 2010

DIRECTOR: Shi Yichu

INT.: Lin Gengxin, Liu Tianyue, Mao Jian, Huang Hao, Hou Jun, Wu Ma, Gordon Liu, Geng Duo.

GÉNERO: Thriller/Acción.

Otra de esas películas marcianas que no aparecen en las bases de datos ni salen en dvd. The Immemorial Magic es cine comercial al estilo chino (el de verdad, el que un occidental no aguanta ni cinco minutos) repleto de números de magia con música machacona para rellenar y un desenlace inesperado a golpe de kung fu.

La trama (por lo que se puede deducir, dada la falta de subtítulos) trata de las rencillas de dos magos, uno con melenas a lo Lionel Ritchie y el otro con una máscara blanca que le tapa el rostro. El hijo del melenas se enfrenta al émulo de Michael Myers para poseer un libro con secretos ancestrales mágicos que, según parece, está oculto en un templo de Shaolin.

No hay acción durante la película, pero en sus últimos diez minutos se desmadra la cosa, con peleas al estilo del cine taiwanés de los 90, con gadgets en sillas de ruedas y patadas voladoras. Sale Gordon Liu pero no pelea; Wu Ma sí.

Lo mejor: Ese oligofrénico desenlace repleto de acción en una película tan aburrida como un debate electoral.

Lo peor: Que Gordon Liu solo aparece durante una secuencia y no reparta galletada.

Alamak…Toyol!

AÑO: 2011

DIRECTOR: Ismail Bob Hasim

INT.: Angah Raja Lawak, Along Raja Lawak, Hamid Gurkha

GÉNERO: Comedia Fantastica.

El bicho verde de la portada es un toyol, el fantasma de un feto abortado invocado por un chaman y vendido para ser usado como experto en robos. El protagonista de la película no le sale demasiado bueno a su comprador (era el más barato del establecimiento) y se lo termina encasquetando a un par de ladrones con pocas luces. Naturalmente, los problemas no hacen más que comenzar…

Otra comedia malaya de consumo interno basada en la mitología local y cargada de los habituales chascarrillos simplones y referencias culturales a figuras del país (por ejemplo, el productor de la película, el humorista David Teo). No hay nada que no hayamos visto ya (si es que el masoquismo cinéfilo te ha llevado a adentrarte en estos terrenos cenagosos con anterioridad) chistes episódicos y ausencia total de efecto cómico en nadie que no haya nacido en Kuala Lumpur y alrededores.

Lo mejor: Está disponible en HD y con subtítulos en inglés. Una gran noticia, si eres malayo.

Lo peor: El gag de la fantasma que roba el teléfono. Digno de Campamento Flipy.