Tai Chi Hero

Taichi-Hero-Poster.jpg

AÑO: 2012

DIRECTOR: Stephen Fung

INT.: Jayden Yuan, Tony Leung Kar-Fai, Eddie Peng, Angela Baby, William Fung, Daniel Wu, Yuen Biao, Stanley Fung.

GÉNERO: Acción/Fantástica.

La secuela de Taichi Zero corrige los puntos débiles de la anterior, conservando el espiritu original. Siguen estando presentes las referencias a videojuegos, el retrofuturismo y la multitud de cameos de leyendas del género, pero en esta ocasión el resultado es mucho menos atropellado, con mucha menos comedia al estilo local e intenta no perder de vista los referentes de los años 90.

La cinta arranca justo donde lo deja la anterior, con el protagonista intentando lograr aprender el kung fu de los Chen y los villanos intentando salirse con la suya en su guerra contra el poblado, ahora convertido en venganza. Cambiando de tercio, los personajes empiezan a cobrar vida, se establecen lazos emocionales que dotan de sentido a sus acciones, logrando que el guión sea algo más que la sucesión de fuegos de artificio que resultaba la primera parte. En lo que a acción se refiere, Sammo Hung logra algunas secuencias memorables (como la lucha contra Yuen Biao encima de las paredes de la cocina del príncipe) y el steampunk está mucho mejor aprovechado, dando al film la apariencia de aventura a gran escala.

Se habla de una posible continuación en una tercera entrega, si bien esta no se avanza en los créditos finales como en Taichi Zero. Con todo, pese a algunas historias abiertas, tampoco se echa en falta una conclusión, como si ocurría con la precedente.

Lo mejor: Mismos ingredientes, mucho mejor cocinados.

Lo peor: La incertidumbre ante la tercera entrega.

Score: 8.5/10

Cold War

cold war

AÑO: 2012

DIRECTOR: Sunny Luk, Longmond Leung

INT.: Aaron Kwok, Tony Leung Kar-Fai, Aarif Lee, Eddie Peng, Charlie Yeung, Terence Yin, Chin Kar-Lok, Andy On.

GÉNERO: Thriller.

Buen intento de thriller a gran escala, con sus conspiraciones policiales, su presupuesto desatado y sus cameos de lujo. Se queda corto para aspirar al trono que ocupa actualmente Infernal Affairs, pero eso no quiere decir que sea un título desdeñable, ni mucho menos.

El secuestro de un furgón policial poner en marcha la operación Cold War. El vehiculo parece haberse desvanecido junto con sus ocupantes, pero los responsables del secuestro tardan poco en ponerse en contacto con la policía, iniciando un juego del gato y el ratón. Mientras tanto, una lucha por el poder tiene lugar dentro de la propia policía.

Buen debut en la dirección de dos veteranos de la industria del cine hongkonés, un trepidante entretenimiento comercial en el que abundan los rostros conocidos en papeles fugaces (como Andy Lau o Michael Wong), que provocan una extraña sensación en el espectador, como si su participación real hubiera terminado en la sala de montaje.

Explosiones, persecuciones y conspiraciones rellenan los más de 100 minutos de un film que deja abierta la puerta a una secuela que cerraría algún que otro cabo suelto.

Lo mejor: Recomendable para los fans del thriller policial hongkonés.

Lo peor: El prescindible papel de Andy Lau en la película.

Score: 7.5/10

The Man with the Iron Fists

man iron fists

AÑO: 2012

DIRECTORES: RZA, Corey Yuen

INT.: RZA, Rick Yune, Russell Crowe, Lucy Liu, Jamie Chung, Cung Le, Daniel Wu, Gordon Liu.

GÉNERO: Acción.

RZA siempre ha sido un gran fan del cine de artes marciales. Ya en el pasado había colaborado en una colección de películas de kung fu setenteras. Gracias a otro notable fanboy del género, el sempiterno Tarantino, RZA (Robert Fitzgerald Diggs) ha logrado su sueño de dirigir una película de kung fu (aunque los resultados están mucho más cerca de los neo-wuxia de efectos especiales que del cine de kung fu de antaño).

El argumento, como es habitual, es lo de menos. Tenemos venganzas, ladrones de oro y soldados corruptos. Perfecto para pergeñar un festival marcial donde brillan las secuencias de acción dirigidas por el mítico Corey Yuen (y que han de sufrir un humillante montaje ametralladora que rebaja en buena medida el impacto de sus creaciones).

Quedándose lejos de impactar en el público casual como sí lo hiciera en su momento Kill Bill, la película es un descerebrado entretenimiento filmado íntegramente en China que gustará a los fans del cine hongkonés que la vean con escasas pretensiones.

Lo mejor: Algún momento de wirework magistral.

Lo peor: El patético montaje de un tipo de carrera televisiva. Gran error.

Score: 7.5/10

Motorway

AÑO: 2012

DIRECTOR: Soi Cheang

INT.: Shawn Yue, Anthony Wong, Guo Xiaodong, Barbie Hsu, Josie Ho, Lam Ka-Tung.

GÉNERO: Thriller.

Una producción Milkyway para un Soi Cheang que no terminó de convencer al respetable con su anterior thriller, Accident. Aquí se pasa al thriller motorizado heredero de films como The Legend of Speed o Initial D, una historia de policías enfrentados a delincuentes organizados extremadamente hábiles al volante.

Shawn Yue es el poli novato y Anthony Wong el experto a punto del retiro en un film que saca buen partido de las secuencias de conducción nocturna, a años luz de lo que estamos acostumbrados a ver en los V-Cinema japoneses tipo Drift. Aunque la historia siga todos los patrones clásicos del thriller hongkonés (incluyendo algunos esperables giros argumentales que no revelaremos para los poco iniciados) no por eso Motorway deja de ser un producto eficaz y recomendable. Ah, la banda sonora parece rendir algún homenaje a la reciente Drive, lo cual no es malo, sino todo lo contrario.

Lo mejor: El gran Anthony Wong, siempre devorando al resto del reparto.

Lo peor: La secuencia de persecución nocturna, que buscaba claustrofobia, y nos deja a oscuras un buen rato.

Score: 7.5/10

Naked Soldier

AÑO: 2012

DIRECTOR: Marco Mak

INT.: Jennifer Tse, Sammo Hung, Jiang Luxia, Philip Ng, Andy On, Ian Powers, Timmy Hung, Ankie Bailke.

GÉNERO: Acción.

Primero fue Naked Killer, que colocó en el efímero estrellato del cine audaz a la starlette Chingmy Yau. Después vino Naked Weapon, todo un éxito en el mercado del video internacional, con la mezcla de erotismo light y festival de patadas y puñetazos. Ahora, tras años de retraso desde la fecha de su anuncio, nos llega Naked Soldier, la menos “naked” de todas.

Es lo que tiene filmar películas con dinero chino, que tienes que atenerte a sus reglas. Y sus reglas dicen que nada de tetas (a menos que la película la filme un reputado director nacional afin al partido), así que nos tenemos que conformar con múltiples (primeros) planos de las protagonistas en bikini. Tan incompetente como una película de Bey Logan, esta cinta co-responsabilidad de Marco Mak, Wong Jing y Corey Yuen no es sino un refrito del anterior film de la saga (por llamarlo de alguna manera), un despropósito argumental al servicio de sus agraciadas protagonistas y las cabriolas orquestadas por el señor Yuen. Sammo Hung, de nuevo con mechas en su melena, interpreta un papel a lo Charles Bronson, intentando recuperar a su lobotomizada hija, ahora en el bando de los asesinos de su familia.

Lo mejor: Es cine de Hong Kong genuino, para pasar un rato de lo más entretenido. Tampoco es que tengamos queja.

Lo peor: Se les ve el plumero de que la han filmado con el mercado del video americano en mente.

Fairy Tale Killer

AÑO: 2012

DIRECTOR: Danny Pang

INT.: Lau Ching-Wan, Wang Baoqiang, Elanne Kong, Joey Man, Ken Lo, Kelly Fu, Lam Suet.

GÉNERO: Thriller.

Otro desastroso thriller firmado por los otrora respetados hermanos Pang, que se revuelcan aquí en los abismos de la mediocridad. Una historia de asesinos, crímenes y policías en la que sus responsables parecen más interesados en hacer efectitos de montaje a lo película japonesa de fantasmas que en dotar de sentido común a lo que están contando.

Lau Ching-Wan (acreditado como Sean Lau, posiblemente para esconderse de sus fans) interpreta a un policía cuya vida familiar es un desastre desde que tuvo un hijo autista. Para terminar de arreglarle la existencia ha de investigar el caso de una pareja de jóvenes (autista ella, psicótico él) que están dejando un reguero de víctimas en la ciudad.

Todo es ridículo en el guión: desde las motivaciones de los crímenes y la manera absurda en que enlazan con el protagonista (todo el misterio posible se desvanece hacia la mitad de la cinta cuando lo explican todo) pasando por las inconcebibles habilidades técnicas de uno de los asesinos o el más que fallido desenlace. Por si fuera poco, la banda sonora está compuesta de cortes de música rimbombante de librería (ya saben, de X-Ray Dog y empresas similares) que no pega ni con cola con las imágenes. A evitar.

Lo mejor: Los dibujos que realizan los criminales de la película. Realmente curiosos.

Lo peor: Carece de todo suspense, de principio a fin.

Marrying Mr. Perfect

AÑO: 2012

DIRECTOR: Wong Jing

INT.: Ronald Cheng, Gigi Leung, Chapman To, Nina Paw, Ada Liu, Mao Junjie, Stanley Fung, Miu Miu.

GÉNERO: Comedia.

Ahí están los dos, mano a mano levantando el cine hongkonés. Wong Jing dirigiendo y Chapman To actuando (aunque en esta ocasión el protagonismo vuelve a recaer en el histrionismo infinito de Ronald Cheng, rey de la comedia cantonesa tras el retiro misterioso de Stephen Chow).

Más que una comedia romántica en el sentido literal del género, Marrying Mr. Perfect es otra acumulación de gags a lo Louis de Funes, hilados por un argumento que intenta contar más cosas de las que buenamente puede, entre ellas el intercambio de personalidad forzoso entre un empresario mujeriego y su lacayo y la historia de amor de aquel con una exempleada de una empresa absorbida (y que arrastra una desastrosa vida sentimental tras de sí).

Buena factura y un montón de rostros conocidos, entre ellos secundarios de lujo como Eric Tsang, Sandra Ng y Stanley Fong o la chica de la película, la radiante Gigi Leung, que ha vuelto a retomar con fuerza su carrera cinematográfica tras unos años de parón.

Otra comedia chino-hongkonesa de Wong Jing, aquí en modo comercial total, lo cual no es del todo bueno.

Lo mejor: La cantidad de rostros conocidos entre los secundarios, muchos habituales de las comedias de Stephen Chow de la década pasada.

Lo peor: No es ni la mitad de entretenida que Ms and Mr Gambler o Treasure Hunt. Seguro que el maestro remonta con Princess and Seven Kung Fu Masters.