The Legend of Red Dragon

AÑO: 2006

DIRECTOR: Toru Ichikawa

INT.: Kenichi Endo, Shingo Fukushima, Tatsuya Gashuin, Naho Izumi, Yu Misaki, Kenji Ohba, Ryoji Okamoto, Toru Onchi.

GÉNERO: Acción.

Aunque el título sea prácticamente el mismo que le colocaron en los USA a la película de Jet Li The New legend of Shaolin, el contenido es bastante diferente. Este es un V-Cinema dirigido por un habitual del genero, con protagonista vengativa inspirada en Kill Bill, gángsters que gritan al hablar y muchas escenas de acción.

No hay mucha complicación argumental: la misteriosa protagonista va dejando un reguero de cadáveres por las calles de Osaka mientras es perseguida por la policía y la mafia. La chica está exterminando a los que mataron a su familia años atrás.

La coreografía de acción es trepidante y al estilo del cine de Hong Kong, la duración muy ajustada (poco más de hora y 10) y la fotografía en video al estilo clásico. Para fans del género.

Lo mejor: Buenas y violentas escenas de acción, llenas de acrobacias y katanas.

Lo peor: Escasamente original.

Anuncios

Vampire of Quezon City

AÑO: 2006.

DIRECTOR: Khavn Delacruz.

INT.: Avi Siwa, Luanne Dy, Marie Meyssan.

GÉNERO: Terror/Experimental.

El director de esta película no parece ser un tipo con el que me gustaría salir a tomar unas cañas. Parece estar obsesionado con la religión y el martirio femenino, pilares de esta cinta de terror experimental rodada con un par de euros en blanco y negro con el único argumento de las barbaridades que tiene por hobby un vampiro urbano que se alimenta de intestinos de mujeres.

Vampire of Quezon City es la típica película rodada con la única y firme intención de molestar al espectador poco versado. Su ánimo de provocar hace que incluya una monja realizando una felación forzada (real), un tipo que se masturba en un bote de mayonesa y luego le embadurna la cara a su rehén con el contenido del frasco, fotos de cadáveres reales, sexo no explícito (aunque si aparezcan penes erectos en numerosas ocasiones), imaginería malsana y una banda sonora realmente machacante e insufrible.

A mí me ha parecido un soberano tostón, pero alguien que disfrute metiendo hamsters en el microondas o robándole las bragas a la vecina seguro que podrá sacar algo de entretenimiento de esta lamentable obra audiovisual.

Lo mejor: Lo siento, pero me resulta complicado sacar algo positivo de esta cosa.

Lo peor: Que alguien le dijera al director que era buen músico. A ese le metía yo el Casiotone por vía rectal. Al que dijo que era buen director lo dejo para la siguiente ocasión.

She Cop: Shoot the Dirty Rapist

AÑO: 2006

DIRECTOR: Daigo Udagawa

INT.: Haroki Aoyama, Mitsuhiro Koizumi, Miwa, Chika Takagi.

GÉNERO: Thriller/Erótico.

Daigo Udagawa es un realizador habitual de la serie B, especializado en cine erótico, como la versión de Sukeban Deka comentada en este mismo blog. Su mayor éxito es haber llevado a la pantalla doméstica unas cuantas entregas de las películas basadas en el hentai Sundome, erotismo light para adolescentes calenturientos.

She Cop es una de sus películas más prescindibles para el espectador casual: una trama de misterio acerca de un violador/asesino en serie repleta de secuencias de erotismo y sexo gratuito. Como en una peli porno, pero sin llegar a lo explícito en ningun momento.

La dirección es simplemente mala, improvisada. Me imagino al pobre montador intentando salvar el desaguisado de la multicámara en mano. Demasiados fundidos en negro. Supongo que a los que solo busquen cine genital al igual les llamará la atención. A mí, a estas alturas, estas cosas me aburren sobremanera.

Lo mejor: A los 5 minutos de película la protagonista ya está desnuda y en la ducha, y a los 7 ya se está masturbando en el sofá. Eso es lo que se llama ir al grano.

Lo peor: La trama policial es tan insustancial como el guión de una peli de la Zen Pictures.

Detective Conan 10th Anniversary Drama Special: Shinichi Kudo’s Written Challenge

AÑO: 2006

DIRECTOR: Koichi Okamoto

INT.: Shun Oguri, Tomaka Kurokawa, Mayuko Iwasa, Masahiko Nishimura, Ryo Fukawa, Asami Mizukawa, Yutaka Matsushige, Masato Ibu.

GÉNERO: Thriller.

Precuela de la serie animada Detective Conan, protagonizada por un detective adolescente atrapado en el cuerpo de un niño a causa de una misteriosa poción. En esta historia que sucede antes de la transformación el detective juvenil se enfrenta a un enemigo que le reta por carta a que puede vencerle, llevando a cabo un secuestro delante de sus narices.

Esta película para televisión es de lo más entretenida, incluso si, como es mi caso, no te has visto un episodio completo de la serie animada en toda tu vida. La intriga funciona a la perfección y se desarrolla a un ritmo endiablado. Pese a algunos momentos de evidente inspiración del manga, la cinta puede disfrutarse incluso por público adulto (tampoco es una película para niños pequeños) y el desenlace (o mejor dicho, el predesenlace) es digno del mejor episodio de Colombo.

Lo mejor: Intriga y ritmo endiablado para amantes de las historias detectivescas.

Lo peor: La exageración de algunos personajes secundarios (dos), calcados a los de la serie de dibujos animados.

Yo-Yo Sexy Girl Cop

AÑO: 2006

DIRECTOR: Daigo Udagawa

INT.: Haruki Jo, Mihiro, Seiji Nakamitsu, Rio Nakamura, Sho Nishino, Naoya Oshima, Ikko Suzuki, Yuuken Yoshida.

GÉNERO: Acción/Erótica.

Exploiter erótico de Sukeban Deka, aquella serie de TV (procedente de un manga y que se multiplicó a traves de animes, películas y mucho merchandisisng) sobre colegialas que en realidad eran agentes policiales y que usaban un yo-yo como arma letal.

Esta adaptación se molesta en usar la trama original, adaptándola a lo que realmente es, un pinku eiga para video, que se esfuerza en equilibrar las secuencias de sexo con una historia más o menos de thriller que incluyen pinceladas de romance frikoide.

Saki se ve obligada en esta cinta a unirse a una fuerza secreta cuando su madre es detenida por consumo de drogas y prostitución. La misión que forma el grueso de Yo-Yo Sexy Girl Cop es como se infiltra para investigar en un instituto donde sus alumnas se prostituyen. No tardará en hacerse notar entre el alumnado.

Lo mejor: Por una vez, la trama es lo suficientemente interesante como para no llevarnos a los brazos de Morfeo.

Lo peor: Aun así, se echa de menos algo más de acción fuera de las sábanas.

Pretty Maid Cafe

AÑO: 2006

DIRECTOR: Akiyoshi Sugiura

INT.: Kotono Higashi, Jun Takatsuki, Taketora Morita.

GÉNERO: Comedia.

Según tengo entendido Akihabara es un barrio de la capital de Japón donde se congrega una alta densidad de frikis por metro cuadrado. Akiyoshi Sugiura, un director de pinkus y otros subproductos directos a video se sacó de la manga hace unos años la trilogía de Akihabara, tres películas independientes protagonizadas por otakus, y a la que pertenece esta comedia simplona que acaba de aparecer en dvd en los USA.

Simplona por su argumento (un joven que se enamora a primera vista de la camarera y masajista de un café, y de cómo intenta conquistarla), simplona por lo malos de sus actores (procedentes del mundo del porno) y simplona porque no ofrece nada al espectador, más allá de unas cuantas secuencias gratuitas de (casi) desnudo de la ídolo juvenil convertida en felatriz Kotono Higashi (aquí con unos cuantos kilos de más).

De escaso (o nulo) interés para el espectador casual, quizá capte la atención de algún japófilo obsesionado con la cultura nipona o algún antropólogo en busca de documentación.

Lo mejor: Solo dura una hora escasa.

Lo peor: Que hagan pasar treintañeros con alopecia blatante por adolescentes.

Ghost Photos: the Cursed Images (Shinrei Shashin Jusatsu)

AÑO: 2006

DIRECTOR: Hiroshi Kota

INT.: Seira Yaguchi, Omura Namihiko, Aoyagi Ruito, Yuki Terada.

GÉNERO: Terror

El J-Horror me aburre. El de alto presupuesto, el de bajo y el de medio. No me asusta. Me da más miedo ver ciertos programas de Intereconomía TV que estas estupideces con pelos largos. Me da igual que dirija Hideo Nakata o su vecina. De todo el fenómeno apenas salvo dos o tres películas (una de ellas es Kairo). Naturalmente, Ghost Photos no ha sido una excepción.

La película de Hiroshi Kota es un batiburrillo de plagios (o como se suele decir, homenajes). Encontramos escenas robadas de Llamada Perdida, The Ring, Kairo, Shutter, Ju-On y tantas otras. En su defensa, hay que decir que no es lo peor que se puede encontrar en el V-Cinema terrorífico (las falsas secuelas de títulos punteros que se están sacando de la manga los amigos de Zen Pictures hacen que echemos de menos a los engendros de la Asylum) y para el aficionado poco instruido puede ser un inocuo entretenimiento.

Esta película de extenso título (y cuyo éxito en ventas ya ha dado lugar a una secuela, Shinrei Shashin Kitan) va de una joven que recibe unos misteriosos mensajes en el móvil que le llevan hasta una casa deshabitada. Todavía estoy temblando.

Lo mejor: Que esta sea la primera película de terror japonés que veas. La encontrarás de lo más original y exótica.

Lo peor: Las fotos deformadas en el móvil. Lo hemos visto ya hasta en Bollywood (en 13B, concretamente).